domingo, 17 de noviembre de 2013

Pan sin gluten casero y biológico

Hola a tod@s:
A raíz de esta aventura bloguera recordé, que en el barrio donde crecí, la vecina del cuarto tenía una hija pequeña de semblante desganado y un estado general que irradiaba malestar y dolor físico permanente. Recordé también que el desayuno y el "bocata" del recreo eran toda una odisea para la madre (entonces no entendía el motivo...). Efectivamente es lo que estáis pensando...la niña era celiaca. Considerando el contexto de tantos años atrás...sin robots de cocina, ni panificadoras y sobre todo sin la multitud de productos aptos que tenemos hoy en día, me hago cargo de las dificultades por las que tuvo que pasar esa familia.

Agradeciendo la oferta y disponibilidad de productos con los que contamos hoy, el valor nutritivo de algunos deja mucho que desear, por su contenido excesivo de azúcares, grasas vegetales, estabilizantes, emulgentes etc..lo que en mi argot personal suelo denominar "basura alimentaria". Así que intentamos comprar aquellos productos más saludables y sobre todo hacer en casa todo lo que podamos de un modo casero con ingredientes de alta calidad. Os traigo una muestra de ello. Es el pan favorito de mi celiaco y del que no  lo es, siempre dispuesto a colaborar en la preparación para obtener como recompensa un bollito caliente de la primera hornada :). La base de la receta es de la Asociación de celiacos de Madrid "bio-adaptada"y es para thermomix.

RECETA DE PAN SIN GLUTEN CASERO Y BIOLOGICO:





 Ingredientes:
  • 430gr de agua destilada o filtrada (yo destilada).
  • 50gr de aceite de oliva virgen extra biológica (yo Biocano de Luque).
  • 65 gr de leche en polvo ecológica
  • 1/2 cucharada de sal rosa del Himalaya
  • Un chorrito de sirope de agave o pizca de azúcar moreno biológica
  • 1 dado de levadura fresca (yo Levital)
  • 250 gr de harina de arroz ecológica (yo Bauckhof de Foody).
  • 250 gr de harina de maíz ecológica (yo Bauckhof de Foody).

Elaboración:
  • Introducir en el vaso de la thermomix el agua, el aceite, la leche en polvo, la sal y el azúcar. 3 minutos a 37º y V2.
  • Añadir la levadura y mezclar 5 segundos V5.
  • Añadir la harina (que habremos mezclado y tamizado previamente en un bol) mezclar 6 segundos V6. Después programar 2 minutos V espiga.
  • Sacar del vaso y poner en un bol para que doble el volúmen.
  • Hacer los bollitos con la forma deseada y colocar en una bandeja de horno sobre papel vegetal a 200º durante 20 minutos con calor arriba y abajo.

Os subo alguna foto. Espero que os dé el resultado esperado.
Gracias.
Seguir @GloGlublog



domingo, 10 de noviembre de 2013

El correcto etiquetado sin gluten en productos aptos para celiacos

Hola a tod@s:
Tenía previsto este post para más adelante pero algunos comentarios en foros, grupos de facebook y la experiencia personal reciente  me ha movido a adelantarlo.

Estaréis acostumbrados a que la mayoría de la gente de vuestro entorno "dice saber" lo que es un celiaco, familiares, amigos, la cafetería del barrio, los restaurantes, en el cole, en las tiendas de chuches, heladerías que frecuentáis etc. Masivamente se identifica la celiaquía o intolerancia al gluten con el trigo, la avena y el centeno...pero lo cierto es que muy pocas de esas personas serian capaces de "interpretar" de modo correcto el etiquetado de cualquier producto que inundan los lineales de un supermercado.

En las estanterías encontramos multitud de envases donde se observa algún símbolo que identifica el producto sin gluten. Diferentes espigas barradas, otros con la leyenda sin gluten, otros con el símbolo de FACE  etc...Salvo los que tenemos algún celiaco en casa o próximo, el resto consideraría aptos dichos alimentos. No reparan en la presencia de: aromas, féculas, almidones, malta, levadura, sazonadores, colorantes, etc...hay multitud de "acompañantes nocivos" para nuestros celiacos que ponen en serio riesgo su salud.
 
Al comienzo me invadía cierta neurosis en las salidas de casa y aunque nunca me sentí un bicho raro ni me dio vergüenza interrogar a maitres, jefes de cocina, tenderos etc me guío por la máxima de riesgo cero.

Por este motivo lo primero que le decimos a alguien que se interesa por ofrecer alimentos seguros a mi hijo es insistir en que una etiqueta sin gluten genérica no es garantía de la ausencia del mismo. Y lo segundo que resaltamos es evitar el riesgo de la contaminación cruzada. Alguna amiga que ha visto como preparo tostadas o bocadillos a mis hijos (solo uno de ellos celiaco) se sorprende del cuidado extremo en limpiar los utensilios que tocan el pan, cuidarse de que no haya restos en los envases, en el tostador o al untar mantequilla en varios bocadillos (uno de ellos sin gluten). Resulta al principio sorprendente.

Debo hacer mención también a los pobres intentos de adaptar los menús para celiacos en lugares de máxima concentración de público, por ejemplo, restaurantes y cafeterías de hospitales, universidades, espectáculos para gran público etc. Otro día os contaré la cara de frustración que se nos quedó cuando en el descanso de "Quidam" (Circo del Sol),  mi pequeño no pudo tomar nada de comer en el descanso, en ese momento se me revolvieron los casi 60€ que pagamos por su entrada...Acto seguido las 7 personas que nos acompañaban decidieron no consumir tampoco. A mí se me saltaron las lágrimas...y agradecí profundamente esa muestra de solidaridad y empatía.

Y para finalizar y acallar aquellas voces que dicen: "unas pocas migas tampoco les pueden hacer tanto daño..." me quedo con la frase que la nutricionista de la asociación de celiacos le dijo a una abuela que le daba, a escondidas,  galletas maría (de trigo) a su nieta recién diagnosticada: ¿Usted le echaría arsénico a una ensalada en la misma cantidad que echa la sal? pues eso es el gluten para un celiaco veneno en su cuerpo.


Gracias a tod@s.
Seguir @GloGlublog

martes, 5 de noviembre de 2013

GloGlu nuevo blog sin gluten para celiacos y los que no lo son

Hola a tod@s:
Después de años leyendo mucho sobre los celíacos y la vida gluten-free alguien me animó a escribir un blog. Lo primero que se me vino a la cabeza fué "pero si no tengo tiempo"..."pero a quien le va a interesar lo que tenga que decir"...pero si hay mucha gente que ya escribe y lo hace muy bien"...básicamente la palabra que se repetía era "pero"...

Luego recordé que el día que nos dieron el diagnóstico de mi hijo,  me prometí hablar todo lo que pudiera de los celíacos y de la intolerancia al gluten con dos objetivos concretos: dar a conocer esta enfermedad de la que solo se conoce la punta del iceberg y aportar mi granito de arena en mejorar la vida de los celíacos y su entorno. Así que  en ese proceso descubrí que empleaba mucho tiempo en compartir, enviar y transmitir información sobre el tema a mucha gente, cosa que hacía y hago con mucho gusto  y de nuevo me rondaba la  idea de ubicarlo todo en un mismo sitio y no limitar el acceso a mi entorno sino a todo aquel que lo necesitara llegado el  momento.

Y en esas estamos, pasé del "pero..." al "¿por qué no...?. Así me serviría al menos como repositorio de información y podría ampliar mi universo de comunicación 3.0 en esto de la celiaquía con otros en mi situación.

Este blog se lo dedico en primer lugar a mi hijo Jorge que tiene la sonrisa más bonita del mundo y la actitud más positiva ante la vida. Como él dice "unos niños llevan gafas, otros son diabéticos y yo soy celíaco...". También quiero dedicárselo a mi familia los motores de este arrebato bloguero.


Saludos sin gluten ;)
Seguir @GloGlublog
Se ha producido un error en este gadget.